Saltar al contenido

Gastos deducibles del Impuesto a la Renta en Nicaragua

gastos deducibles del impuesto a la renta en Nicaragua

Atendiendo al término conocido como “actividad generadora de renta”, de acuerdo al artículo 39 perteneciente a la Ley de Concertación Tributaria, podemos manejar los gastos deducibles del Impuesto a la Renta en Nicaragua.

Existe un precepto legal en el que son incluidos como deducibles algunos actos de liberalidad, entre ellos hasta el 10% de utilidades netas previo al gasto de Impuesto a la Renta, cancelados a trabajadores en forma de sobresueldo, gratificaciones y bonos, bajo acuerdo de la empresa y accesible a todos los trabajadores.

También están las transferencia o donaciones realizadas al Estado, municipios o instituciones, la Cruz Roja de Nicaragua, organizaciones sin fines de lucro con personalidad jurídica, Instituto de Alcoholismo y Drogadicción, así como campañas para mitigar las consecuencias de desastres naturales.

 

¿Cuáles son los gastos deducibles del Impuesto a la Renta en Nicaragua?

 

gastos deducibles del impuesto a la renta en Nicaragua

Los siguientes son los gastos deducibles del Impuesto a la Renta en Nicaragua:

  • Gastos pagados y originados en el año gravable por negocios.
  • Costos de ventas o prestación de servicios.
  • Gastos por investigaciones y desarrollo de proyectos.
  • Sueldos y salarios por servicios.
  • Cotizaciones de empleadores para seguridad social de los trabajadores.
  • Prestaciones gratuitas para trabajadores. Las mismas deben ser accesibles a todos en condiciones iguales.
  • Hasta un 10% del sueldo del trabajador como prima de aseguramiento colectivo.
  • Indemnizaciones para trabajadores o beneficiarios fijados en el Código del Trabajo y contrato colectivo.
  • Costo de adecuación a puestos de trabajo y adaptaciones para sitios de trabajo, especialmente en casos de personas con discapacidad.
  • Resultado neto por diferencias cambiarias de activos y pasivos generados en moneda extranjera.
  • Cuotas de depreciación por desgaste, uso, obsolescencia o desgaste de bienes generadores de rentas, al igual que mejoras permanentes.
  • Asignación por amortización de gastos diferido o activos intangibles.
  • Impuestos y derechos no acreditables por operaciones que están exentas de estos.
  • Comisiones, intereses o descuentos generados o pagados en el año gravable.
  • Pérdidas por merma, destrucción o hurto de propiedades invertidas para producir renta gravable, siempre que no estén cubiertos por seguros o cuotas de amortización.
  • Pérdidas por malos créditos, justificadas correctamente.
  • Hasta un 2% de saldo de cuentas por cobrar a clientes.
  • Cargos por concepto de gastos de la casa matriz en dirección y administración
  • Descuentos y bonificaciones originados por política comercial para producir o generar renta gravable.
  • Pérdidas de periodos anteriores, con un máximo de tres lapsos siguientes al ejercicio fiscal donde se producen
5/5 - (1 voto)